Sistemas Informáticos

Sistemas Informáticos

Sistemas Informáticos

Recursos Humanos

Recursos Humanos

Recursos Humanos

Nuestra Misión

Proveer soluciones que ayuden a mejorar la rentabilidad de quienes nos contratan, para que ellos puedan ofrecer el máximo valor agregado a sus clientes.

 

Profile Image

Carlos

Sistemas Informáticos

Cel. 1167152841 - info@kayros.com.ar

Profile Image

Jorge

Recursos Humanos

Cel. 1141584422 - rrhh@kayros.com.ar

Los fabricantes de celulares, desde Apple hasta Xiaomi, hablan de los beneficios del 5G. Samsung lo llamó «fibra óptica inalámbrica» por su alta velocidad y baja latencia. Veamos de qué se trata y cuando llegaría a Argentina.

¿Qué es 5G?

5G es el estándar de la industria que reemplazará al 4G LTE que usamos actualmente, del mismo modo que el 4G reemplazó al 3G. 5G significa «quinta generación«, es la quinta generación de este estándar.

 1G (1982) permitió las llamadas analógicas.
 2G (1991) sumó los mensajes de texto (SMS).
 3G (1998) sumó internet.
 4G (2008) sumó banda ancha móvil.
 5G (2020) suma mayor velocidad, menor latencia y mayor cantidad de dispositivos por antena.

Este estándar está diseñado para ser mucho más rápido que la tecnología 4G LTE actual. Pero no solo acelera la velocidad de conexión a Internet de los celulares, sino para todo tipo de dispositivos, desde vehículos conectados hasta dispositivos inteligentes y de Internet de las cosas (IoT).

En el futuro, todos los celulares y dispositivos conectados usarán 5G en lugar del 4G que usan hoy.

¿Qué tan rápido es 5G?

Mientras que 4G alcanza un máximo teórico de 100 megabits por segundo (Mbps), 5G puede alcanzar 10 gigabits por segundo (Gbps). Eso significa que, en teoría, 5G es 100 veces más rápido que la tecnología 4G actual.

Por ejemplo, ¿Cuánto tiempo tomaría descargar una película de dos horas como «Guardianes de la Galaxia»? En teoría con 3G serían 26 horas, con 4G 6 minutos, y con 5G solo 3.6 segundos.

Pero no solo se trata de más velocidad, 5G también reduce significativamente la latencia, lo que significa mejores tiempos de respuesta en Internet. La especificación de 5G promete una latencia de 1 a 4 ms en comparación a los 20 ms del 4G actual.

Con estas velocidades, en teoría, 5G puede superar a las conexiones a Internet por cable. Los operadores de telefonía móvil podrían ofrecer el servicio en los hogares sin tener que instalar cables, aunque habría que analizar los límites de transferencia de datos que tenga cada plan.

¿Cómo funciona 5G?

5G aplica varias tecnologías para lograr esas velocidades. Veamos un resumen.

5G aprovechará las «ondas milimétricas» (mmWave), transmitidas en frecuencias entre 30 y 300 GHz, a diferencia de las bandas debajo de 6 GHz que se usaban antes. Hasta ahora, las ondas milimétricas solo se usaban para la comunicación entre satélites y sistemas de radar.

La contra de las ondas milimétricas es que no pueden atravesar edificios u otros objetos sólidos, por lo que 5G hace uso de las «celdas pequeñas» (Small cell), estaciones pequeñas que se pueden instalar cada 250 metros en áreas urbanas densas, proporcionando mejor cobertura en esos lugares.

Estas estaciones también utilizan «MIMO masivo«. MIMO (acrónimo en inglés de Multiple-input Multiple-output) significa «múltiples entradas múltiples salidas». Es posible que el router inalámbrico que tenés en tu casa tenga tecnología MIMO, lo que significa que tiene múltiples antenas que puede usar para hablar con múltiples dispositivos inalámbricos diferentes al mismo tiempo, en lugar de tener que cambiar rápidamente entre cada uno. Que sea masivo significa que utilizará muchas antenas en una misma estación.

También aplica la conformación de haces (en inglés beamforming) para dirigir la señal inalámbrica en un haz que apunta al dispositivo, reduciendo la interferencia.

 

¿Cuándo estará disponible?

Para poder usar 5G, primero se necesita que el gobierno reglamente y asigne las bandas de frecuencia, luego que los operadores de telefonía móvil preparen su red y por último un celular (u otro dispositivo) que soporte 5G.

Celulares

A principios de 2019 Samsung presentó el Galaxy S10 5G para EE.UU., Corea del Sur y Europa. Hoy ya son más de 190 los modelos con Android compatibles con 5G.

En cuanto a Apple, hace un mes lanzó los iPhone 12 y todos incluyen compatibilidad con 5G (Aunque solo las versiones estadounidenses soportan las ondas milimétricas). Esto sin dudas tendrá un impacto positivo, en especial en EE.UU. donde Apple tiene el 45% del mercado.

En el mundo

En el mundo ya hay varias redes 5G en operación, con Estados Unidos, Europa, Australia, China, Corea del Sur y Japón a la cabeza.Los principales operadores de EE.UU. (AT&TT-Mobile, y Verizon) comenzaron a implementar 5G desde hace 1 o 2 años. Allí arrancaron con las bandas milimétricas, ideales en lugares de alta concentración de gente como aeropuertos o estadios (ya que ofrecen mejor ancho de banda y latencia pero menor alcance) y ahora están comenzando a mejorar su cobertura a través de las bandas medias o bajas. En Europa arrancaron por las bandas medias (buena relación rendimiento/cobertura) y bandas bajas (cobertura amplia pero peor performance). Estas tienen mejor performance que 4G y pueden aceptar mayor cantidad de dispositivos por antena (ideales para el IoT).

En Argentina

Arranquemos recordando que en Argentina es el 8° país con mayor extensión territorial del mundo, donde todavía ni el 3G ni el 4G llegaron a todos los rincones.

En septiembre de 2019, la entonces Secretaría de Modernización, suspendió preventivamente la asignación y adjudicación de algunas bandas altas (mmWave) y medias (sub 6 GHz), pero aún no arrancó el proceso formal. Este proceso debe identificar las bandas a utilizar y luego definir el cronograma que indique cómo y cuándo serán asignadas a los operadores.

Por otra parte, hay un tema de costos. Lo primero que se necesita es una importante inversión en el despliegue de fibra óptica, fundamental para poder ofrecer velocidades del orden de Gbps. Pero este año, mediante el DNU 690/20, el gobierno convirtió a los servicios de telecomunicaciones en un servicio público esencial y les congeló sus tarifas. Esto puso en riesgo a las empresas que permanentemente tienen que realizar inversiones dolarizadas en redes y equipos, y sin dudas afecta a los fondos destinados al desarrollo de una nueva red.

Además, con o sin DNU, no se puede olvidar los problemas del contexto macroeconómico local que auguran tiempos difíciles.

En definitiva, el despliegue de 5G requiere de un esfuerzo técnico y financiero importante (fibra óptica, nuevo equipamiento, más antenas). Con lo cual, difícilmente estaríamos hablando de 5G antes del 2022, más bien pensaría en 2025 si la macroeconomía y la regulación acompaña.

 

Fuente: Nacho (nacho.com.ar)